jueves, 31 de octubre de 2013

Das liebe Deutschland

Por unas circunstancias personales muy complejas y muy difíciles de explicar (teníamos vacaciones) mis amigas y yo acabamos en un pueblecito alemán ¡Con río y todo!.

Como todo turista-paleto que se precie, en cuanto vimos el río corrimos cual locas a embarcarnos en un bucólico crucero. Tras estudiar numerosas ofertas y al grito de: "tonto el último" acabamos en una preciosa barcaza cochambrosa de dudosa flotabilidad. Ays, qué recuerdos, me parece volver a sentir el dolor en la costilla del codazo de mi amiga en la pelea por los mejores asientos del barco. Al final, la macho alfa (la del codazo) acabó pegada a la barandilla (¡sus codos son extremadamente puntiagudos!), yo en medio y en el bordecito del banco la amiga omega (que se rindió sin pelea ni nada ¡Qué débil es la pobre!).

Estábamos TAN contentas con nuestros sitios... ni siquiera se nos quitó la sonrisa cuando vimos sacar todo tipo de instrumentos musicales a la tripulación. Ni cuando empezaron a tocar una música folclórica atronadora y HORRIBLE. ¡Éramos una con el universo! La cosa empezó a cambiar cuando vimos descender desde el techo del barco hacia la barandilla a miles (¡MILLONES!) de arañas ENORMES. Mi amiga alfa y yo las vimos a la vez. Fue verlas y comenzar a empujar a la omega como si no hubiera un mañana para alejarnos de los bichacos. La omega empezó a notar que algo pasaba cuando se quedó con medio culo fuera del banco. "¿Pero qué hacéis? ¡Me vais a tirar!" "¿Que qué hago? ¡Luchar por mi vida! ¡Si clavas las uñitas en el banco y mantienes el equilibrio aún puedes salirte un palmo más! ¡MUÉVETE!". La muy desagradecida al final se cambió de sitio. ¡Mira que es borde! 

El resto del viaje fue una pesadilla llena de música atronadora folck y de arañas practicando puenting sobre turistas que debían de ser todos omega y no se enteraban de nada. Aún así mi amiga alfa y yo disfrutamos mogollón, como demuestra el hecho de que al llegar al destino éramos las primeras en la fila de desembarco. ¡No preguntéis por las víctimas que cayeron en nuestra huida infernal del barco del demonio! Es un episodio que nos produce mucho dolor y preferimos no recordar.

Una vez en tierra y tras recuperar a la torpe de la omega que fue la última en bajar (¡qué manía tiene con el respeto, la educación y otras chorradas! No entiende las leyes básicas de supervivencia ni nada. Ésta en Viven era la primera que se zampaban, ya te lo digo yo) decidimos visitar no-sé-qué. Total, de noche cerrada y con un frío del carajo las cosas se disfrutan mucho más. En el monumento, la alfa se metía en todos los recovecos y huecos buscando el encuadre perfecto. De repente, me fijo dónde está metida: "¡Dios mío, Alfa! Pase lo que pase, no mires hacia arriba y retrocede lentamente y sin hacer ruido. Creo que aún no te han visto" Mi amiga hizo lo que cualquiera habría hecho en esa situación, mirar arriba, ver los millones de arañas colgantes, y salir corriendo y gritando "¡quitádmelas del pelo! ¡quitádmelas del pelo!"

Eso hundió nuestra moral por completo. Abandonamos el plan inicial de visitar con la ayuda de cascos-linterna otros 200 ó 400 monumentos y emprendimos la vuelta hacia el hotel cabizbajas. Bueno, quien dice cabizbajas dice mirando hacia arriba y girando el cuello cual posesas buscando arañas como las locas. Y NO ES QUE HUBIERA QUE ESFORZARSE MUCHO. Estaba PLAGADO. Cada farolita, cada señal, cada saliente tenía unas cuantas peluditas colgando de telarañas espesas (¡eran como las rastas de las telarañas!)

Yo: "Joder, espero que en la habitación no haya arañas. ¡No voy a pegar ojo!"

Omega: "Yo he mirado antes de salir y no he visto"

Yo: "Genial. Pues yo me he fijado y la puerta que da a la terraza tenía una gomilla debajo, así que por ahí no pueden entrar"

Alfa: "Yo no estaría tan segura. Antes de salir he dejado la puerta abierta para ventilar"

ES-TU-PEN-DO. Mañana amanecemos las tres como Frodo. Ya verás. Empaquetaditas y listas para comer.

sábado, 21 de septiembre de 2013

PARTE 2. ¿Segundas partes nunca fueron buenas?

Los comentarios son muy peligrosos porque lían las cosas. Me pierdo. Al intentar contestar individualmente a muchas ideas que se me plantean, empiezo a meterme en recovecos, en caminos paralelos, en senderos sinuosos, en callejones sin salida. Pierdo de vista lo que quería decir y acabo defendiendo cosas que ni siquiera yo tengo claras. Por eso voy a intentar centrarme en las que sí tengo claras y contestar un poco en general no sólo a los comentarios de mi blog, sino a lo que leo en tuiter y en el blog de Inés.

No sé si lo he dicho ya, pero me costó MUCHO decidirme a escribir la entrada anterior. No quería que se pensara que considero que sé tanto de feminismo como para erigirme en una de sus portavoces. Ya lo he dicho y no es por falsa modestia (carezco de ella) hay personas que saben mucho más que yo y que escriben mucho mejor que yo que son las que creo que deberían alzarse en un púlpito y defenderlo (sin ir más lejos, Martes ha enlazado un texto estupendo con el que no puedo estar más de acuerdo que deja las cosas clarísimas). Pero afortunadamente, mi blog es un blog personal. Yo no hablo en nombre del feminismo, no me atrevería, hablo EN MI NOMBRE. Al final me decidí a escribir porque una persona de mi TL con la que hablo (y que por tanto considero cercana a mí aunque no la conozca) estaba diciendo cosas que yo no compartía. Explicarse en tuiter es el infierno en la tierra así que me decidí a hacerlo aquí. Ojo, no pretendía obtener su aprobación ni que me diera la razón, mi intención era más bien decirle “vale, tú lo ves así, yo lo veo de otro modo. No pasa nada, pero me quedo más tranquila contándote mi punto de vista para que sepas que tengo motivos para no compartir el tuyo.”

Al mismo tiempo veía que en tuiter se había comenzado una pelea entre unos y otros en la que parecía que había que elegir. Ya no era importante ser o no feminista, sino saber qué tipo de feminista eras. A mí me daba la impresión de que se estaba obligando (de manera indirecta) a todo el mundo a posicionarse en uno y otro bando, y yo me resistía a hacerlo. No quiero posicionarme con unos u otros porque estoy de acuerdo con los dos y no estoy de acuerdo con ninguno. Los dos tienen razón a su modo pero hay enfoques de ambos que no comparto. Yo quería defender que creo que lo peor que le puede ocurrir a cualquier movimiento es la división. Si empiezan a pelear entre ellos pierden de vista el enemigo común que es el que acaba ganando. La verdad, me sentía un poco como una niña pequeña armada con un cubito de agua frente a un fuego enorme. Por todo eso me costó tanto decidirme pero al final lo hice y pasó lo que yo más temía.

Vuelvo a sentir que me obligan (no, nadie me ha puesto una pistola en la cabeza, pero hay muchas formas de obligar) a elegir bando. Pues yo no quiero. Me niego porque creo que ésta es la guerra equivocada y no quiero desperdiciar fuerzas y perder mucha gente en el camino por pelear por cosas que considero que no importan. 

Antes de empezar: desde aquí lo advierto y el que me quiera creer bien y el que no también.. NO TENGO NADA PERSONAL CONTRA NADIE PERO SÍ CONTRA DETERMINADAS IDEAS. Parece una afirmación obvia pero cuando se entra en un debate se produce un toma y daca en el que uno se emociona y pelea defendiendo su postura exaltándose y pudiendo llegar a parecer que es algo personal, pero ya os lo digo, yo, repito ,YO, no lo estoy haciendo como algo personal contra nadie. Puedo equivocarme al expresarme o que se malinterprete lo que digo, PERO NO ES MI INTENCIÓN. Al lío.

Aquí se está hablando de un grupo de feministas* y decidiendo que no sólo no ayudan sino que perjudican al “movimiento”** .

Por un lado está el tema de las formas y cuál es la más adecuada a emplear en la lucha. Este es un terreno pantanoso que no consigo ver ni blanco ni negro. Hay tuiteras que están muy en el límite de lo que yo considero aceptable porque insultan abiertamente***. Pero aunque hay veces que leo sus tuits y me siento molesta por la violencia que desprenden (ojo, no creo que sean para tanto y estoy segura de que son de coña e inofensivos, pero llevo muy mal la violencia y la agresividad verbal y de cualquier tipo. Mi educación ha sido muy estricta en el tema del respeto y de la defensa de las ideas sin ofender a nadie), repito, aunque me incomode y yo no vaya a emplear sus formas, me niego a expulsarlas de una patada del feminismo. Lo remarco, YO NO EXPULSO A NADIE. Ni a estas tuiteras ni a Livia. Aunque con las primeras puede que me incomoden sus formas y con la segunda disiento con partes (CON PARTES ) de su discurso, repito, yo no expulso a ninguna. Prefiero mil veces que alguien se declare feminista a que oiga la palabra feminista y se vaya corriendo a santiguarse y echarse agua bendita. 

Creo entender ambas posturas, la de Livia y la de ellas. Ellas dicen que una feminista no es tal si no se da cuenta de que España es un país machista y que la lucha contra los micromachismos es IMPRESCINDIBLE para acabar con el machismo. Livia dice que esa lucha es secundaria y hay que centrarse en lo que ella considera importante. (Por cierto, a Livia no parecen importarle tanto las formas)

¿Qué creo yo? Yo considero la lucha de los micromachismos IMPRESCINDIBLE para acabar con el machismo y cambiar la mentalidad de nuestra sociedad: Lo intenté explicar en mi otra entrada. Que la considere imprescindible no significa que no considere imprescindibles otras luchas, hay otras igual o más importantes que son mucho más URGENTES. Totalmente de acuerdo. Si no recuerdo mal, Livia, me dijiste que la lucha de denuncia de agresiones, etc también es necesaria. Pues yo elijo ésa Yo defiendo el tema del que sé más (lo sufro) y he decidido centrar mi lucha en los micromachismos. Mi “modesta” tarea es cambiar la sociedad. Alguien DEBE hacerlo.. La otra, la de las grandes causas, se la dejo a mujeres que saben más del tema que yo porque lo han estudiado o lo sufren. Yo no soy quién para decirles cómo llevar su lucha porque yo no la sufro y sé poco al respecto. Por eso, aunque tengo mis opiniones sobre el tema (muy confusas, por cierto) soy muy cuidadosa para comentar nada porque no me veo capacitada.

También te he leído, Livia, que no oyes hablar a estas feministas de, por ejemplo, la diferencia de sueldos. Esto lo tengo clarísimo. Si solucionas HECHOS CONCRETOS (que también hay que hacerlo) pero no atacas la raíz del problema, el problema va a seguir ahí. El que nuestros sueldos sean distintos es UNA CONSECUENCIA de la desigualdad. Si te duele la cabeza porque tienes un tumor y tú te tomas un analgésico, puede que consigas librarte del dolor de cabeza, pero el tumor sigue ahí , CRECIENDO. Yo quiero analgésicos (obligar a que los sueldos sean iguales) pero EXIJO extirpar el tumor. Y este tumor no se puede extirpar porque está tan incrustado y extendido, es tan puñetero que no se ve. Hasta que no se vea ,hasta que no sepamos que está ahí, no podremos empezar de verdad a atacarlo y acabar con él.


Por último, TAMBIÉN a Lena Prado se la tacha de feminazi. Y aquí señalo a alguien con el dedo porque me parece ejemplar. Es respetuosa, paciente y conciliadora, pero implacable con el machismo. Cada vez que leo sus “discusiones” en tuiter me invade el orgullo. Y LA LLAMAN FEMINAZI TAMBIÉN. No lo olvidéis. Dentro de todos los movimientos hay figuras polémicas con las que es difícil identificarse y que generan mucha controversia. Pero no podemos dejarnos arrastrar por nuestro disgusto “personal” hacia ellas (ojo, que a mí no me disgustan en absoluto, pero puedo entender que ocurra) y olvidar lo importante. Y para mí, lo importante es que se ataca a este tipo de feministas porque se considera que sólo defienden “chorradas sin importancia” y vuelvo a repetir (lo sé, soy un coñazo) los micromachismos no son chorradas porque son el camino para conseguir una sociedad basada en la igualdad real y no de boquilla.

Ellas han elegido su campo de batalla. Elige tú el tuyo. Y por favor, deseo de todo corazón que no sea luchar contra otras feministas. Por favor, lucha contra un tipo de machismo concreto. Por desgracia hay muchos tipos para elegir. Sea el que sea, que sepas que tienes mi apoyo incondicional.



*me niego a llamarlas feminazis porque feminismo-nazismo son dos palabras tan contrarias y opuestas que deberían explotar al juntarse. A veces se me escapa y pido disculpas por ello. La inercia, una vez más, es muy poderosa

**me siento muy ridícula y panfletaria hablando así. Mis disculpas pero no sé hacerlo de otra manera

***una de mis razones más poderosas para seguir leyéndolas es que sí que creo que ellas insultan sólo a los que consideran machistas. Puedo entender que no todos estemos de acuerdo en cuándo alguien es o no machista, pero ellas sólo se meten con los que creen que son machistas, otra cosa es que no estés de acuerdo con quienes son machistas y quienes no.

jueves, 19 de septiembre de 2013

Rollaco

Aviso, voy a hablar de feminismo desde un punto de vista muy light y muy básico. No soy experta en el tema, no soy teórica feminista ni pretendo serlo, en realidad esta entrada es casi casi para Livia que una vez me preguntó sobre este tema. Livia, es un poco rollo, prepárate a sufrir.

Últimamente veo un enfrentamiento cada vez más agresivo en tuiter hablando sobre feminismo. Hay gente que considera que se está saliendo de madre y que se olvidan las cosas importantes, las cosas por las que merece la pena luchar. Estoy de acuerdo en que la prioridad debe ser (remarco: DEBE, no debe de) para aquellas mujeres que se ven sometidas a una opresión y una falta de libertad de la que poco podemos entender las que no la hemos sufrido nunca. Les va la vida en ello* Nadie dice lo contrario. ¿Y entonces por qué hablamos de "tonterías"? Obviamente yo no voy a hablar en nombre de nadie. Voy a explicar por qué lo hago YO y por qué considero que es importante hacerlo.

En primer lugar diría: ¿y por qué no se puede luchar por ambas cosas? ¿Por qué hay que elegir? Es como si me dices: ¿Para qué luchar para salvar el amazonas si hay sitios donde la gente se muere de hambre? Pues no creo que una cosa excluya a la otra, la verdad. ¿No puede haber distintos frentes? ¿Por qué no? ¿No es mejor atacar distintos flancos? Además, es importante que haya una conciencia feminista y luchadora en el primer mundo, el que decide las cosas, los que pueden llegar a los puestos de poder. Convéncelos a ellos de que DEBEMOS ser iguales EN TODO porque son los que pueden cambiar el mundo.

En segundo lugar: ¿y por qué, habiendo tantas cosas por las que pelear, elijo yo hablar de micromachismos? Pues porque yo lo he sufrido. LO SUFRO. Es lo que conozco mejor. No soy experta en la situación de la mujer en África, no me considero la persona adecuada para hablar de ella, pero sí puedo contar cómo me siento, como vivo yo la situación en mi entorno. 

En tercer lugar, ¿por qué considero importante hablar de estas cosas? Obviamente mi situación comparada con otras es privilegiada. Yo he tenido la suerte de poder estudiar, de ser libre, de elegir, cosa que muchas mujeres no pueden decir. Pero también veo que a España le queda mucho camino por andar. Hay gente que considera que en España ya no hay machismo, que somos iguales, que la diferencia de sueldos entre mujeres y hombres es sólo un tema "administrativo" o algo así. Y no. La diferencia de sueldos es una consecuencia de la sociedad en la que vivimos. NO SOMOS IGUALES. No nos educan igual. No se espera lo mismo de un hombre que de una mujer. Yo estoy convencida de que hasta que no nos eduquen en igualdad, no conseguiremos ser iguales. Y las que educan en gran medida son las madres (que por cierto, en tuiter hay muchas. Y que los papases también educan,sí,sí, ya lo sé. Pero menos. No es que yo quiera que sea así, no debería serlo, pero ES así). Y si no son conscientes de que obligar a lavar los platos a sus hijas pero no a sus hijos es machismo, no lo van a cambiar. ¿Eso es una nimiedaz comparado con otras situaciones? Pues sí, pero yo quiero un mundo de iguales, no un mundo en el que "tenga la gran suerte" y tenga que dar las gracias porque no me han matado* ni me han mutilado . ¿Me importa mucho que las mujeres lleven pelos en los sobacos? Me importa UNA MIERDA. Y me gustaría que fuera así para todos. Y NO LO ES. Nadie me pone una pistola en la cabeza para que me depile, pero si no lo hago, la gente me mirará mal, o se preguntará si lo hago porque soy una feminista loca, o porque soy muy guarra. ¿Por qué si me ven con pelos en los sobacos se preguntan esas cosas y si lo llevan ellos eso no es así? ¿Por qué en ellos es normal y en mí no? PORQUE NO SOMOS IGUALES.

¿Qué opino yo de las polémicas "chorras" en tuiter? Pues la verdad, hay muchas veces que están traídas "por los pelos", o que se llevan al extremo. Pero no me parecen mal porque hacen a la gente pensar. Les hace plantearse si es o no machista. El primer paso para cambiar una situación es darse cuenta de que no tiene por qué ser así. Que sea lo normal, lo establecido, lo habitual no significa que esté bien. Puede que al final no lo vean tan tremendo, pero si a alguien le sirve para plantearse si está bien tuitear esto o lo otro, poner fotos o hacer comentarios de esto o lo otro, si se empiezan a plantear que situaciones "normales" puede que sean machistas, a mí me vale. Mira el mundo con nuevos ojos. Cámbiate las gafas. Plantéate si es machista o no. ¿Que luego decides que no lo es? Vale, pero al menos piensa en ello. Habla sobre ello. No lo olvides. 

Por desgracia yo no tengo el don de la palabra y me cuesta bastante explicarme, seguro que olvido un montón de cosas pero espero que haya quedado clara mi postura.


*Ojo, aquí también mueren mujeres, y no es porque "ese tío es un cafre", es porque seguimos viviendo en una sociedad machista. 

jueves, 5 de septiembre de 2013

En el taller

-Bueno, cuéntame qué te ha pasado (me dice el tipo con un boli y un papel en la mano...)

-Pues verás, cuando he cogido el coche se me ha empezado a calar TODO EL RATO. Y yo pensaba: "Qué raro. ¡Nunca se me cala el coche!" ¡jijjiji! parezco la de Aterriza como puedas....

-(....)

-Ya sabes... la mujer y su marido con el café... "Qué raro. ¡Jim nunca toma una segunda taza de café en casa!"

-(....)

-¡Ays, perdona! ¡Es que estoy nerviosa! Bueno, como te explicaba, el coche se me calaba todo el rato pero lo volvía a arrancar sin problemas. Al ratito, se me cala otra vez yendo ¡en tercera! Y me deja tirada total ¡EN EL CARRIL DEL CENTRO DE FCO. SILVELA! ¡Ha sido horrible! ¡terrible! ¡espantoso! ¡la gente ha empezado a pitarme como si no hubiera un mañana! ¡los coches pasaban a toda velocidad y no me atrevía a bajar y no sabía qué hacer! ¡un viejito se me ha parado detrás y ha empezado a ponerme las luces, a tocar el claxon cual loco y a increparme! ¿Pero es usted idiota? ¿No ve que es una avería? ¿O se cree que me voy a parar en el carril de en medio a comprar el pan?...

-Errrrr... perdona, me refería a que me contaras lo que le ha pasado al coche. AL CO-CHE. Por apasionante que sea tu historia (ejem) no creo que aporte nada a mi labor de técnico. ¿Se te encendía algún piloto? ¿Has oído algún ruido raro? Cosas así... (¡No tu vida en verso! ¡LOCA!)

-Uys, sí, perdona. Es que estoy nerviosa.

-(....)

-Errrr.... sí, creo que eso ya te lo he dicho. (Madre mía, ¡al final me echa!)

-(....)

-Vale, vale. Voy a centrarme. No te preocupes, había leido en las instrucciones del coche que según los pilotos que se encendieran o el número de pitidos podía ser una avería u otra, así que lo he memorizado TODO

-(....) (¡YUPI! ¿Por qué yo?)

- Las primeras veces se me encendían el piloto 2, 3 y 4. Y el coche hacía dos pitiditos largos. Así... PIIII PIIII

-(....) (¡Diosmíollévamepronto! Y lejos de la tipa ésta)

-Al volver a encender sólo se encendían los pilotos 3, 4 y 5 y no sonaban pitidos.

-(....) (¡SEGURIDAD!)

-La última vez han sido tres pitidos cortos así PI PI PI y se han encendido los pilotos 4, 5 y 6. No he visto humo, ni olores raros ni ruidos extraños. Eso sí, el coche estaba lleno de mierda... Sí, sí, ya sé que eso no importa, perdona, es que estoy nerv...

-Sí, YA, estás nerviosa. Me ha quedado claro

(QUÉ BORDE. Qué poca paciencia, hay que ver)

-Intenta arrancar el coche (a ver si así te callas un poquito)

-¿Ves? ¿VES? ¡No arranca! ¡Los pilotos 4,5 y 6 y tres pitidos cortos! ¡Igual que antes!

La satisfacción me invade. Lo he hecho fenomenal, Dudo que nadie, JAMÁS, haya dado una explicación tan detallada y estupenda. ¡JA! ¡Chúpate ésa, BORDE! 

Veo que el tipo apunta algo en su papel, muy breve, apenas una frase. ALUCINO. ¡El tipo ha averiguado lo que le pasa a mi coche con sólo oír mis explicaciones! ¡Es una máquina, un portento! ¡Le he infravalorado!

El tipo firma el papel y me da una copia. 

Lo miro, tras mis datos pone:

INCIDENCIA: el coche no arranca.

Pues sí, ha dado con la avería PERFECTAMENTE.

MÁTAME CAMIÓN.


jueves, 29 de agosto de 2013

¡Soy una chivata!

Hoy, sin venir a cuento, he recordado una cosa de la conversación que tuve con Eme A cuando quedé con él allá en la prehistoria...

Eme A: pues yo en tuiter tengo una lista con la gente que me interesa y sólo leo los tuits de la gente de la lista

Yo, prudentemente, no digo ni mú. Eme A se me queda mirando fijamente.

Eme A: tú no estás en la lista

Yo: ¿¡¿QUÉ?!? ¿Era necesario que dijeras eso? ¿ERA NECESARIO?

Eme A: ¡La culpa es tuya por preguntar!

Yo: ¡SI NO HE PREGUNTADO!

jijijiji ¡Vale, vale! puede que no fuera del todo así, pero LA ESENCIA es la misma. ¡Todo el mundo sabe que soy una experta capta esencias!


martes, 30 de julio de 2013

Ringgg! Rinnng!!!

Hablando por teléfono....

-Venerada madre, ya he mirado lo que me habías pedido. La respuesta es NO.

-Ahhhh, vale.

-Errr... sí...

-Bueno, hija, ¿y qué tal te va?

¿¿¿???

-¿Qué tal me va QUÉ?

-Pues no sé... la vida... tus cositas....

-¿¡¿QUÉ?!? ¡Hemos comido juntas! ¡Te he visto hace tres horas o así!

-Ya, ¿y?

-¿Cómo que "y"? ¡Lo lógico es que me hubieras preguntado en la comida! ¡No ahora, por teléfono, como si no nos hubiéramos visto en décadas!

-Ay, hija, hay que ver cómo eres. Si te pregunto porque te pregunto, y si no te pregunto porque no te pregunto. ¡Una ya no sabe cómo acertar!

Vale, que alguien me diga la verdad. ¿La loca soy yo o mi madre?

lunes, 29 de julio de 2013

Sucesos paranormales

Mi baño es de mármol (por cierto, yo odio el mármol. La vida cómo es...). Es muy perturbador, porque veo COSAS........



Un fulano cazando......




Un tipo con capucha saliendo de un bunker (arriba) y (abajo) un patito en una tormenta en el mar......



Una gaviota, una vaca sin cuernos y un cuerpo flotando ingrávido......


Unos bichitos en el campo......


Y la más terrorífica de todas, la que me quita el sueño, la que me pone los pelos de punta.....






¡El avatar de Efe de tuiter! Ojo al aromilla (probablemente es queso) y a la serpiente (¡qué simbólico es mi baño! el demoño y eso...) 

¡Mi baño intenta avisarme de algo! 


¡HUID AMIGOS! ¡ESTÁ EN TODAS PARTES!

martes, 18 de junio de 2013

Mi abuelito

Mi abuelito estuvo en la guerra civil. Y contaba COSAS. Jamás he contrastado la veracidad de las mismas. 

Señores, señoras, les presento a mi abuelo:


El primer día me dieron un fusil. Lo cogí y LO TIRÉ (Sí, amigos, se pasó TODA LA GUERRA desarmado). No pegué ni un tiro en toda la guerra (Esto lo decía con orgullo-descojone) Al acabar la guerra me encontré un fusil por ahí ¡Y ERA EL MÍO! ¡Lo sé porque tenía el mismo número de serie!
Hacía mucho, mucho frío. Por la noche la gente se moría ¡pero se morían felices! ¡Todos sonreían! ¡Así, enseñando los dientes! (La famosa "sonrisa de la muerte" por congelación)
Todos pasábamos hambre. Un hambre atroz. Recuerdo que a veces nos daban pan, nos poníamos la barra debajo del brazo y nos íbamos con él así a las batallas. ¡Nadie quería soltarlo por si se lo quitaban!
Yo era el encargado de las comunicaciones. (Esto es buenísimo). Llevaba una caja metálica CON UN TINTERO Y PAPEL y corría de un puesto de mando al otro. (Mi abuelo tenía una medalla en su casa por ser el único superviviente de su batallón. Creemos que en cuanto oía tiros se iba "a informar")
Y ahora la anécdota que más me gusta...
Una vez estábamos un tipo y yo tirando granadas COMO LOS LOCOS. Una, y otra, y otra.... y nada, las malditas granadas no estallaban. "¡Estos cabrones nos han dado las granadas rotas!"- pensábamos. Tiramos una caja entera de granadas, y cuando íbamos por la mitad de la segunda caja, nos dimos cuenta de que HABÍA QUE QUITAR UNA ANILLITA. ¡¡¡¡Jajajajaja!!!! ¡¡Nadie nos había dicho que había que quitar la anilla ésa!! ¡¡Por eso no explotaban!!
ATERRADOR 


miércoles, 12 de junio de 2013

Tengo un TOC y encima LO HAGO MAL

Cuando salgo de casa siempre, siempre, SIEMPRE compruebo que he apagado la luz del baño.

Y siempre, siempre, SIEMPRE me dejo la luz de la cocina encendida.

Es PATÉTICO porque es verdad. ¡Soy lers!. Llorad por mí.

jueves, 16 de mayo de 2013

Una noche en la ópera. Parte II


Nos habíamos quedado con mi madre disfrutando LOCAMENTE del concierto....

-Yo: Queda más de la mitad

-Madre: ¿MÁS DE LA MITAD? ¡No puede ser! ¡ES IMPOSIBLE! ¡Si llevamos HORAS escuchando este peñazo!

Digamos que mi madre susurra fatal. Digamos que es incapaz de no decir lo que le pasa por la cabecita. Digamos que habla alto. MUY ALTO.

-Shhhhh.. ¡cállate! ¡la gente te está oyendo!

Cada vez que se acaba una canción y que mi madre ve que no se levantan los de la orquesta, dice COSAS:

-¡¡¡ARGGHHHHH!!!
-¡No se van!
-¡Qué canciones más largas!
-Pues el concierto de Viena fue mucho mejor...
-¿Cuánto queda?
-¿Van a tocar toda la música clásica existente?
-¿Has visto las pintas de la gorda? Sí, hija, la del violín
-¿Callarme y dejar de criticar? ¡Si no me oye desde el escenario! Yo no tengo la culpa de que esté gorda...
-¿Cuánto queda?
-Pues yo creo que esos dos son pareja. ¡Fíjate cómo se miran! ¡Se odian!
-¡Qué mal huele! Lo que faltaba, seguro que ha sido ésa, sí, sí, muy pintadita, muy peinadita, muy arregladita y luego mira... ¡nos atufa a todos!
-¿¿CUÁNTO QUEDA??

-Shhhh... ¡CALLA! Mira, ahora viene "Así habló Zaratustra". ya verás cómo mola, ¡el principio sale en la peli "2001. Una odisea del espacio"!

-¿Ésa cuál es? ¿La de los monos y el monolito?

-Sí, ésa, la de ciencia ficción. 

-¿Ciencia ficción? ¡Si va de unos monos!

-Errrrr... NO

(¡¡SEÑOR ACOMODADOR!! ¡Disculpe! ¿Me puede cambiar de asiento? ¡Esta señora me está molestando!)

-Pues no me suena la canción... ¿Cuándo se acaba esto?

-¡Cállate de una vez! ¿Por qué no toses un poquito en vez de hablar? (Me inclino para mirar a mi padre a ver si él le dice algo a la loca ésta.... digo, a mi madre. Observo cómo mi padre disimula CUAL LOCO intentando que parezca que no nos conoce de nada. No se lo puedo reprochar, la verdad)

-¡¡¡¡¡Me aburrooooo!!!!!

-Ya verás, al final nos van a echar...

-¡No tendremos tanta suerte!

A la salida del concierto, huyo rauda al amparo del habitual silencio de mi padre.

-Anda que ¡vaya lata me ha dado tu mujer! ¡Qué pesada!

-Sí hija, ¡doy gracias por no haber sido yo el que propuso venir a un concierto de música clásica! ¡Si no tu madre me mata!

Mi madre, que tiene oído de gocho para las distancias largas (en las cortas no se entera de nada) grita a mi padre desde atrás : YA, CLARO ¡Seguro que el concierto lo has elegido TÚ!

martes, 30 de abril de 2013

Una noche en la ópera. Parte I

Estas navidades mi familia decidió que fuéramos todos juntos a un concierto de música clásica (a mí no me miréis, siempre he pensado que soy adoptada). Mis queridas hermanas, aprovechando mi superpoder de estar siempre en la parra, corrieron como gamos a elegir asiento y me dejaron AL LADO DE MI MADRE (serán c*br*n*s las muy....) Pero en fin... cosas peores han pasado (bomba atómica, Hitler, peste negra, muerte de Chanquete... y ya). 

Me acomodo en la butaca, coloco mi bolso-abrigo-bufanda-guantes-gorro-forro polar-orejeras-edredón nórdico-estufa como puedo (los obesos tienen que reservar cuatro butaquitas ¿no?) prohíbo a mi madre dirigirme la palabra, bufo a mi hermana por invadir mi asiento, robo un programa al viejito de delante y me dispongo a disfrutar del concierto (y a intentar no dormirme)

En los primeros intermedios entre canción y canción, la gente aprovecha para toser un poquillo. Minutos después, la gente tose COMO SI NO HUBIERA UN MAÑANA. La orquesta se ve obligada A ESPERAR porque está TODO DIOS tosiendo.  ¿La gente es idiota o qué? ¡Viva la sugestión! Como saben que no pueden toser, se mueren por hacerlo. 

Me giro hacia la derecha para despotricar de la gente y me encuentro a mi madre ECHANDO EL PULMÓN POR LA BOCA.  ¡¡Arghhhhh!! ¡Qué vergüenza, por dios, QUÉ VERGÜENZA!

-Pero... pero... ¡eres lo peor!

-Coff coff ¡Hija, que me estoy ahogando! COFF!!! COFFFFFFFF!!!!

-Ya será menos, eso te pasa porque SABES que no puedes toser. Concéntrate en la música y ya verás cómo se te quitan las ganas.

-Cofff coffff ¡no puedo! ¡NO PUEDO! COFFF COFFF ¡ME AHOGOOOOO!

-¿Seguro que tengo tus mismos genes?

-Cofff cofff ¡no sé de qué hablas! COFFF COFFFF

Pasado un tiempo a mi madre se le olvida toser porque empieza a aburrirse MORTALMENTE.

-¿Cuánto queda? Ya no puede quedar mucho ¿no? ¿NO?

Miro el programa....

-Queda más de la mitad

(¡Que dios nos pille confesados!)

CONTINUARÁ

miércoles, 17 de abril de 2013

Pasado remoto

PequeGoeMuyPeque (aterrada): ¿Y cómo sé yo que durmiendo no me va a entrar una araña en la boca?

MamiGoe: ¡Te crees tú que la araña es tan idiota de meterse ahí!

La lógica de mi mami siempre ha sido irrefutable. Puede que fueran mentiras, pero oye, yo me quedaba mucho más tranquila.

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

PequeGoeMuyPeque mirando fijamente el bañador de su abuela: ¡Abu, tu bañador es de piruletas!

Abu dándose cuenta de que es cierto y muriendo de vergüenza: ¡Calla, Goe, calla! ¡No hace falta que se entere TODA LA PLAYA!

PequeGoe: ¡¡¡Pero si es verdad!!! ¡¡¡SON PIRULETAS Y MOLA UN MONTÓN!!!

TODA la playa mirando a mi abuela y sus piruletas. Mi abuela insiste en que es hora de que nos vayamos a casa. ¡No entiendo por qué!





martes, 16 de abril de 2013

Metro de Madrid. Poesía eres tú

Cabecera de la página de Metro de Madrid. 

"Cuando te mueves escribes tu historia en la tierra. Por eso, Metro llega ahora más lejos, para que Madrid siga escribiendo su historia."

QUÉ BONITO. Lloro de la emoción. Pero me gustaría más SI PUSIERAN LOS HORARIOS DE LA HUELGA DE MAÑANA. 





Indignada como una mona

Acabo de mandar una reclamación a Metro de Madrid. Dejo constancia por aquí. HASTA LOS COJONES DE TODO:


Buenos días:

Esta mañana he leído en los paneles informativos del andén de metro que los días 17, 18, 25 y 26 hay huelgas convocadas otra vez. A pesar del perjuicio que ello me supone, entiendo los motivos que han llevado a los trabajadores a tomar estas medidas y apoyo el carácter reivindicativo y luchador de las personas que defienden sus derechos sin dejarse pisar por unas medidas probablemente injustas, pero no puedo evitar indignarme cuando INTENTO (sin ningún éxito) enterarme de los horarios y frecuencia de las mismas y compruebo QUE NO ESTÁN REFLEJADAS en la página web. ¿Acaso cuesta tanto ponernos las cosas un poco más fáciles a los afectados? Con este tipo de detalles la gente acabará aceptando como cierta la campaña de desprestigio llevada a cabo por el gobierno hacia los trabajadores de metro, y entonces ellos habrán ganado.

Tal vez mi queja sea desproporcionada, pero hay que entender que aunque apoyo la huelga, no por eso deja de ser un incordio. No puedo decir que me entusiasme la idea de tener que levantarme ANTES para nada más desayunar incrustarme en un vagón (o autobús) atestado y llegar hacinada y sudada a mi trabajo, y creo que lo MÍNIMO que puedo pedir es que AL MENOS nos mantengan informados, a nosotros, a los que realmente nos importa y nos afecta la huelga, que ya digo yo que a los de arriba, los que toman las decisiones, no les importa un carajo porque no han pisado un metro en su vida.

Gracias por adelantado,
Goethita endemoniada

PS: si la información está, y no la he visto porque hay que clicar dos veces sobre un icono enano mientras haces el pino y te tocas la nariz TAMPOCO me vale. ¡Debería verse nada más acceder a la página, HOMBREYA! 

miércoles, 10 de abril de 2013

Goetest: ¿eres una máquina ligando?


1.- Si un tipo te dice un piropo, tú:
          a.- te ruborizas cual virginal doncella y miras fijamente el suelo como si fuera interesantísimo
          b.- sonríes y le das las gracias
          c.- te lanzas a su yugular como si no hubiera un mañana

2.- Si sentada en un bar estás hablando con un chico y él te dice algo que no te esperas, tú:
          a.- le dices que es muy raro y luego sin venir a cuento le llamas borde
          b.- sonríes y le preguntas a qué se refiere exactamente. Aprovechas y te inclinas hacia él tocándole la pierna con disimulo
          c.- te lanzas a su yugular como si no hubiera un mañana

3.- Si él dice "si me das tu mail, te mando el artículo del que hemos estado hablando", tú :
          a.- contestas: "¡Oh! No hace falta, gracias, ya lo busco yo en internet"
          b.- sonríes y se lo das para que se lo apunte en el móvil. Intentas encasquetarle también tu número 
          c.- te lanzas a su yugular como si no hubiera un mañana

4.- Cuando él amablemente os acompaña a coger un taxi, tú:
          a.- te metes rápidamente en el taxi para no tener que despedirte
          b.-sonríes y le das dos besos agarrándote delicadamente a su cintura
          c.- te lanzas a su yugular como si no hubiera un mañana

5.- Si al día siguiente, aún resacosa, le ves por la calle, tú:
          a.- te cruzas corriendo de acera porque te da vergüenza. Te das cuenta con horror de que TE HA VISTO
          b.- sonríes, le saludas y le invitas a un café
          c.- te lanzas a su yugular como si no hubiera un mañana

Mayoría de respuestas a: ¡Enhorabuena! ¡Eres Goethita! No vas a ligar EN LA VIDA
Mayoría de respuestas b: ¡Enhorabuena! ¡Eres la perfecta candidata a novia! No vas a dejar ni uno vivo
Mayoría de respuestas c: ¡Enhorabuena! ¡Eres una golfa! Vas a ligar como las locas y te lo vas a pasar pipa




miércoles, 3 de abril de 2013

Conociendo a Eme A

Hace un par de semanas convencí (con amenazas) a Eme A para comer al lado de mi trabajo. Yo no lo había visto jamás ni en foto, ni en vídeo, ni en dibujo, ni en diapositiva, ni en grabado, ni nada, pero con su precisa descripción (un tipo mayor con coleta) lo reconocí enseguida. Estaba muy concentrado leyendo el menú del bar.

-¡Hola! ¿Eres Eme A?

-¡¡¡¡¡ARGGGGHHHHHHH!!!! ¡¡¡QUÉ SUSTO!!!

(Jodo,  ¡doy miedo! ¡pues sí que soy fea!)

-Errrrrr.... como eres el único tipo mayor (¡ésa era su descripción! ¡yo no lo he dicho!) con coleta he pensado que igual eras tú....

-¡¡Vaya susto me has dado!! (Repite él tocándose el pecho)

(Empiezo a temer que le esté dando un infarto...)

-Ya, ya he visto que estabas muy concentrado leyendo el menú... (¡no sabía que eres como un gato, con los nervios a flor de piel!)

De repente me doy cuenta de que ÉL, ese desconocido con el que hablo, no ha confirmado ser Eme A.

- ¿Pero eres Eme A, ¿verdad? ¿VERDAD? (¡Dime que sí! ¡Dime que no estoy haciendo el ridículo más espantoso del mundo!)

- Sí, sí. Lo que pasa que me he asustado (No, YA, eso ha quedado claro) ¿Comemos?

-Oh, bueno. Había pensado que podemos tomarnos aquí una caña y luego comer en otro lado.

-Sí, bueno. O comemos directamente. (Juraría que tiene hambre)

-¿Entonces nos tomamos la caña primero? (¡No soy buena ni nada escuchando lo que me da la gana para salirme con la mía!)

- Errrr.... ¿y si vamos directamente al otro sitio A COMER? (Pues sí, va a ser que tiene hambre)

- ¡Sólo son las 3:30 pasadas! 

- Errr... ¿SÓLO? (¡¡Me ha tocado la loca!! ¡LA LOCA!)

-¡Nos da tiempo a una caña!

Eme A no dice nada pero accede al local con alegría, sumamente complacido por mi idea. Lo sé por su mirada. ¡Soy buenísima interpretando miradas!

Una vez dentro me doy cuenta de que tal vez, quizás, le he presionado un poco. Y que tal vez, quizás, su mirada no era de contenida alegría sino de hambre voraz. Pero el tema no me preocupa mucho, sé que mi inteligencia y astucia me granjearán su amistad eterna tarde o temprano...

-Errrr... (qué chica más rara. ¿Ahora QUÉ HACE? Me da miedo preguntar por si me ataca o algo) ¿Por qué vas con el móvil en la mano como si fuera el bolso?

-Oh, es que no sé bloquearlo.

-(......) (Tengo miedo)

-Asi que tengo que esperar a que se bloquee solo...

-(¡¡SEGURIDAD!!) ¿No es dándole a ese botón? Yo no tengo ese móvil en concreto pero suele ser así (EN TODOS LOS MÓVILES)

¡¡¡JAJAJJAJAJA!!! ¡¡Al botón dice!! ¡¡Ni que lo fueran a poner tan fácil!! Pobre. Qué ingenuo. Voy a hacer como que le creo y a pulsar el botón, ya verás la cara que se le queda cuando no funcione y....OPS

-¡¡¡Anda!!! ¡¡¡FUNCIONA!!!

Pues va a ser más tarde que temprano...






martes, 19 de marzo de 2013

París. Torre Eiffel.

NOTA: Para subir a la torre Eiffel hay que coger dos ascensores: el primero (de pago) te sube hasta una planta intermedia, y el segundo (GRATIS) te lleva hasta la última planta.

Goethita y sus intrépidas amigas deciden subir andando hasta la planta intermedia (para ahorrarse el dinero del primer ascensor) y coger sólo el segundo (no sé si he comentado que el segundo ¡¡ES GRATIS!! ¡¡YUJU!!). A pesar de la indudable astucia del plan, Goethita desconfía: la pobre tiene vértigo y esto está muy alto. Sus peores temores se ven confirmados al constatar que las escaleras son de rejilla y sin tabica (¡¡¡MIERRRDA!!!). A Goethita no le hace NI P*T* GRACIA el temita, pero no hay nada que hacer, la inquebrantable amistad de sus amigas acaba en cuanto oyen la palabra "pagar" (¡¡RACANAZAS!! ¡¡MALAS AMIGAS!! ¡¡QUERÉIS MATARME!!). Por fortuna los hados deciden ayudar a nuestra bella protagonista, y para que no pase calor, generan un viento del carajo que hace que tiemble toda la maldita torre (¡¡GRACIAS, MAJOS!! Voy a morir).

Tras una subida del infierno en la que Goethita casi arranca la barandilla de cuajo de lo fuerte que se agarra a ella, alcanzan al fin la ansiada meta. Mientras Goethita intenta recuperar el dominio de sus piernas temblonas, sus amigas ejercen de españolas: ven una cola y se lanzan como si no hubiera un mañana. Las tres cogen por un pelo el ascensor que lleva a la cumbre...

Goethita: ¿"alguien" ha comprobado que éste es el ascensor de subida y no el de bajada?

Justo en ese momento el ascensor empieza a bajar....... ¡¡¡NOOOO!!!

Goethita (con un "ligero" enfado): ¡Por Cástor y Pólux! ¡Vamos a tener que subir OTRA VEZ! ¡ME NIEGO! ¡Mi pobre corazón no lo resistirá! ¡Son tropocientos escalones! ¡Miles! ¡Millones! ¡No puedo! ¡NO PUEDO!

Goethita: ¡Esto nos pasa por RATAS! ¡Somos LO PEOR! ¡Por ahorrarnos cuatro duros! ¡Casi la palmo y ahora bajamos! ¡BAJAMOS!

Amiga 1: ¿Y si se lo intentamos explicar al señor? (el señor es el ascensorista)

Goethita: ¡si ninguna habla francés!

Amiga 2: en inglés... ¡seguro que habla inglés!

Todas miramos fijamente al tipo, como si en la cara llevara escrito si es angloparlante...

Goethita (a la defensiva): ¿y quién se lo va a explicar, eh? (a pesar de que mi inglés es una mierder y de que soy übertímida, llevaba todo el puñetero viaje hablando yo. Imaginaos cómo eran las otras dos...)

Amiga 1: Bueno, si no se lo explicas vas a tener que subir otra vez por las escaleras de rejilla y sin tabica.... (¡será hija de ****! ¡Me está amenazando!)

Amiga 2: Y ahora hay más viento... (¡QUÉ C*BR*N*S!)

Goethita: ¡Ni hablar! ¡Para no subir de nuevo haré CUALQUIER COSA! ¡Incluso PAGAR!

Goethita: ¡Si hace falta ME PROSTITUYO!

Ascensorista (en perfecto español y descojonado): ¿Queríais subir y os habéis equivocado de ascensor?

Qué perspicaz. Y digo yo ¿no podía haberlo preguntado hace un ratito?

PS: Queridos amigos, JAMÁS habléis de vosotros mismos en tercera persona, es super hortera y nada cool. ¡De nada! :)

PPS: el ascensorista permitió a las tres jovencitas subir en el ascensor sin pagar. Goethita no tuvo que prostituirse (en esa ocasión). Amiga 1 se casó, tuvo un niño y se divorció (no se sabe hasta qué punto esta historia influyó en su decisión). Amiga 2 se marchó a Australia a vivir la vida durante un par de meses. Ahora sobrevive como soldado de fortuna.





lunes, 11 de marzo de 2013

Cualquier tiempo pasado fue mejor. O por lo menos sus vaqueros.

 INTRODUCCIÓN NOSTÁLGICA (Ains, qué tiempos)